« »

Crítica «La Cruda Realidad»

octubre
23rd
member
alberto

1

Título original: “The Ugly Truth”
Director: Robert Luketic
Guión: Nicole Eastman, Karen McCullah Lutz y Kirsten Smith (historia: Nicole Eastman)
Reparto: Gerard Butler, Katherine Heigl, Cheryl Hines, Bonnie Somerville, Bree Turner, Vicki Lewis, Eric Winter, Holly Weber, Nick Searcy, Jesse D. Goins y John Michael Higgins
Fotografía: Russell Carpenter
Música: Aaron Zigman
Producción: Kimberly di Bonaventura, Gary Lucchesi, Deborah Jelin Newmyer, Tom Rosenberg, Kirsten Smith y Steven Reuther
Productoras: Lakeshore Entertainment y Relativity Media
Distribuidora: Sony Pictures Releasing
País: EEUU
Año de Estreno: 2009
Duración: 97 min.

Dirigida por todo un experto en el género, Robert Luketic (“21 BlackJack”, “Una Rubia Muy Legal”), “La Cruda Realidad” es una comedia romántica bastante más soez que de costumbre. Y es que el lenguaje es explícito en buena medida y el sexo cobra más protagonismo que el amor.

No podía ser de otra forma, ya que la trama gira en torno a Mike, un presentador de televisión cuyo objetivo es enseñar a las mujeres qué es lo que deben hacer para llevar a cabo sus conquistas: ofrecer sexo. Katherine Heigl encarna a Abby, una productora televisiva contraria a las doctrinas de Mike que, muy a su pesar, se verá obligada a ficharle para aumentar la audiencia de su canal. Curiosamente, la experiencia de su compañero en el ámbito amoroso la permitirá valerse de sus consejos para ligar con un atractivo médico.

Si bien no llega a los niveles de vulgaridad de “Supersalidos”, la cinta que nos ocupa también busca el humor en los tacos y las frases picantes de doble sentido, para agrado de ciertos públicos y desagrado de otros. En cualquier caso, posee una serie de situaciones bastante divertidas, como aquella en la que Mike le da indicaciones a Abby vía pinganillo para que se comporte adecuadamente durante un partido de baseball.

Interpretativamente hablando, tanto Gerard Butler (“Gamer”, “300”) como Katherine Heigl (serie de TV “Anatomía de Grey”, “27 Vestidos”) rinden a gran nivel en sus respectivos papeles. Él es tosco y dice lo que piensa, así como defiende que los hombres no son capaces de amar; ella es educada y fiel al concepto de “príncipe azul”. Como se puede prever, sus personalidades chocarán en un principio pero acabarán viéndose atraídos el uno por el otro. La película sigue, por tanto, los cánones habituales del género. La única novedad reside en su lenguaje, más explícito y picante que de costumbre.

En el apartado musical, Aaron Zigman (“Un Puente hacia Terabithia”, “Destellos de Genio”) intercala los temas cantados de artistas conocidos, como, por ejemplo, Kate Perry, con composiciones de su cosecha, esto es, melodías instrumentales de corte similar al que puede escucharse en la gran mayoría de las comedias norteamericanas. Es una mezcla muy apropiada pero no destaca respecto a otras bandas sonoras.

“La Cruda Realidad” es, por todo lo anterior, una cinta no apta para menores por su temática y su lenguaje. Por lo demás, hace reír cada pocos minutos y ofrece unas situaciones de lo más divertidas. No será recordada ni recibirá premios, pero cumple con su cometido, que no es otro que el de entretener.


date Posted on: viernes, octubre 23, 2009 at 12:38 am
Category Críticas de cine, Textos.
You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed.

You can leave a response, or trackback from your own site.



Leave a Reply

Parador Cangas de Onis

Alberto López is powered by WordPress
Theme is Coded&Designed by Wordpress Themes at ricdes